En el mercado podemos distinguir multitud de variedades de césped sintético y aunque varían en función de la empresa, podemos englobarlas principalmente en 2 tipos:

1. Césped decorativo:

Es el más adecuado para el jardín, la piscina, la terraza… Dentro de este grupo hay calidades diferentes, algunos son más económicos, otros tienen un mejor sistema de drenaje, son más resistentes o se asemejan más a la hierba natural.

2. Césped deportivo:

Está preparado para un alto tránsito de personas y un uso más agresivo. Normalmente se usa en instalaciones deportivas y requiere un mantenimiento mayor. Hay diferentes variedades en función del deporte que se vaya a practicar (tenis, hockey, fútbol, padel…)

Prestamos el servicio de mantenimiento a los campos deportivos sintéticos con maquinaria especializada, garantizando una aplicación homogénea del caucho: carro dosificador de goma y cepillo descompactador de césped.